La semana pasada estuve en Guam. Una isla al sur del continente asiático pero que es territorio de Estados Unidos. Mucha gente amable en las calles, sonrisas por doquier, playas paradisiacas y comida estupenda. Siendo parte de Estados Unidos, también habían grandes supermercados, militares en formación y sobre todo un servicio de inmigración estricto. Este lugar cuenta con bases militares que cubren alrededor de ¼ de la isla contando con 6 000 individuos. Fue una base para la segunda guerra mundial y hoy se prepara para otra.

Kim Jong-un, el líder coreano (tercero de una generación de líderes), ha amenazado con lanzar misiles a este territorio estadunidense. No es la primera vez que leemos titulares alarmantes respecto a palabras que se han dicho. Esta vez, sin embargo, el presidente Trump ha respondido energéticamente (como en su estilo) generando tal vez que la situación escale. El territorio de Guam ahora está protegido con escudos para misiles.

Sin embargo, parte de la población se preocupa mientras la otra lo toma como una amenaza más del montón. Personas con deseos de viajar a Guam están cancelando sus reservaciones y vuelos por miedo a estar en Guam si algo llega a suceder en ese territorio. Algunos se preguntan si nos estamos acercando peligrosamente a una guerra nuclear.

Corea del Norte es un país que conocemos poco. Aparece en las noticias cuando su dictador decide decir algo o amenazar (como lo hemos visto ahora). Ed Jones, sin embargo, es un fotógrafo AFP que tiene permitido tomar fotos en el país en repetidas ocasiones. Además de tomar fotos en desfiles militares trata de retratar el día a día. Dice “Encargarse de Corea del Norte presenta una serie de retos únicos. El acceso a diferentes lugares, eventos y personas es muy a menudo restringido. Fotografiar el día a día es indiscutiblemente una prioridad.” Tal vez con el trabajo de este artista se podrá ver de una manera más real lo que es vivir en Corea del Norte.

No todos tienen la oportunidad que tuvo Ed Jones, es por eso que toman fotos en secreto. Michal Huniewicz tuvo que tomar discretamente y luego esconder las tarjetas de memoria para lograr sacar las fotos del país. Muchos otros fotógrafos o individuos lo intentan sin lograr esconder la evidencia de manera a arriesgarse a sufrir prisión. En algunos casos hasta hay un quinto piso secreto en cada hotel.

Misterioso país, complicados líderes y amenazas que no se concretan es lo que se ha vivido en esta última semana. En Guam el espíritu de isla es muy tranquilo pero nada asegura que eso continúe. Parecen promesas vacías pero hay algo de verdad de ellas. Aunque estemos lejos de Guam o de Corea del Norte recordemos que vivimos en el mismo planeta y una guerra nuclear definitivamente no convendría a ninguno de los que están cerca o lejos. No seamos como líderes que no cumplen sus promesas, más bien busquemos prometer lo que sabemos que podremos lograr. Para cumplir tu palabra, tú ¿qué estás haciendo?