El día de hoy dos multitudinarias marchas se dieron lugar en el corazón de Venezuela. Los opositores al gobierno de Maduro tomaron nuevamente las calles para exigir unas elecciones generales justas, con la finalidad de acabar con el régimen chavista. Empero, los partidarios del gobierno también se conglomeraron en las avenidas de Caracas, en defensa de los ideales de quien hoy preside la República Bolivariana de Venezuela.

En este contexto, una opositora al régimen de Maduro se plantó frente a un vehículo blindado del ejército, que pretendía repeler las manifestaciones contrarias al gobierno. Pese a que fue agredida con gas lacrimógeno, la valiente mujer no se movió ni se inmutó por el accionar de los militares dentro del blindado.

Este hecho se dio en las cercanías al Centro Comercial El Recreo, cuando los miembros de la Guardia Nacional amedrentaban violentamente a los manifestantes a bordo de tanquetas. Las protestas culminaron con 100 detenidos.

Maduro dijo con orgullo que “habían vencido una vez más a los terroristas opositores”. Además se proclamó decidido a “defender su patria”.  Maduro dijo no tener intenciones de retroceder en pos de la constitución y la paz.