Richard Ramos, alcalde de Chilca, tendría que pasar al menos 36 meses en prisión como medida preventiva, tal y como dispuso el juez Ángel Mendivil, luego de que el Ministerio Público solicitara la medida cautelar contra el burgomaestre y la banda de delincuente “Los Rucos”.

La máxima autoridad de Chilca pasaría los días en prisión hasta el 5 de abril de 2020, tiempo que se estima que dure la investigación del caso. El INPE determinará el reclusorio en el que será internado el sospechoso.

Entre los delitos que se les imputa a la banda “Los Rucos”, de la cual Ramos formaría parte, se encuentra el tráfico de terrenos, la extorsión y el sicariato. Sin embargo, se presume que serían responsables de otros ilícitos.

El día 6 de abril, Ramos fue capturado en su domicilio, lleno de lujos, el mismo día que se capturó a los demás implicados en el caso.